MINI Recharged: un proyecto que convierte a los Mini Clásicos en eléctricos

MINI Recharged: un proyecto que convierte a los Mini Clásicos en eléctricos

Si Alec Issigonis pudiera volver a diseñar el Mini clásico hoy, el icónico auto pequeño tendría un motor eléctrico. Después de todo, el original lanzado en 1959 fue creado durante una crisis de petróleo y se basó en la idea de ahorrar combustible y transportar a cuatro ocupantes y su equipaje en el menor espacio posible.

Las fotos se encuentran en su tamaño original.

Ahora, con el proyecto MINI Recharged se sigue contando la historia del Mini clásico, pero de una forma más sustentable.

Las fotos se encuentran en su tamaño original.

La conversión de unidades del Mini clásico a un motor eléctrico combina lo tradicional con tecnología orientada al futuro. La idea nació antes de que se lanzará el Cooper SE eléctrico. En 2018 se fabricó un Mini clásico eléctrico y se lo presentó en el Salón de Nueva York. Las reacciones fueron tan positivas que un equipo dedicado de laplanta de MINI en Oxford se puso a trabajar y desarrolló el plan para poner a disposición de los clientes que poseen un Mini clásico una oferta correspondiente.

El motor naftero original del Mini se reemplaza por un eléctrico moderno. Durante la conversión, el motor original de cada vehículo se marca y almacena para que pueda reutilizarse en caso de una futura modificación del Mini clásico.

Las fotos se encuentran en su tamaño original.

El proyecto MINI Recharged nos muestra que la vida útil de un vehículo puede prolongarse de forma sustentable.

Las fotos se encuentran en su tamaño original.

El sistema de propulsión es un motor eléctrico que genera una potencia continua de hasta 90 kW y consigue acelerar de 0 a 100 km/h en aproximadamente nueve segundos.

La energía es suministrada por una batería de alto voltaje, que puede cargarse con una potencia de hasta 6.6 kW y permite una autonomía prevista de unos 160 kilómetros. Además, cada Mini clásico electrificado recibe el característico grupo de instrumentos central, familiar desde los primeros días del clásico, que ahora muestra la temperatura de manejo, la marcha seleccionada, el rango y la velocidad.

Las fotos se encuentran en su tamaño original.

El trabajo a medida del Mini clásico se lleva a cabo exclusivamente en el Reino Unido. Cada vehículo convertido recibe un número individual, lo que lo hace único.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.